La espoleta la activó George W. Bush en diciembre de 2001, cuando decidió denunciar (y, por tanto, invalidar) el Tratado ABM (Tratado sobre Misiles Antibalísticos), firmado en mayo de 1972 entre Washington y Moscú para limitar el desarrollo de los desestabilizadores de misiles antibalísticos nucleares. Desde entonces, y con [...]