Parafraseando a Augusto Monterroso, cuando despertamos, el dinosaurio todavía estaba allí, ese enorme arco de inestabilidad que constituye la banda saharo-saheliana y que atraviesa el continente africano desde el Atlántico hasta el Mar Rojo, desde las costas de Mauritania y Senegal hasta Somalia. Y, sin embargo, pese a que [...]