En tiempos de nuestros abuelos y bisabuelos –de hecho lo instauraron las Cortes de Cádiz– existió en aquella España pobre e injusta (y en otros países) un doble sistema por el cual todo varón llamado a filas podía evadirse de sus obligaciones. Bien fuera con lo que se llamó [...]